DIVERSIÓN FUNCIONAL

Trabajar por la integración

Alumnos del IES Galileo Galilei desarrollan un proyecto educativo para personas con distintas capacidades

JUAN MARÍA SÁNCHEZ RODRÍGUEZ / IES TRASIERRA VICEDIRECTOR IES GALILEO GALILEI
26/10/2016

 

Es responsabilidad de la comunidad educativa, especialmente del profesorado, aprovechar el momento en que ocurran acontecimientos en la sociedad para impregnar con estos contenidos la práctica educativa y el trabajo diario en el aula. Con esta idea, el equipo docente de las familias profesionales Agraria y Servicios Sociales y la comunidad del IES Galileo Galilei, junto con el Colegio Público Específico de Educación Especial Virgen de la Esperanza, diseñaron un proyecto de trabajo conjunto: Diversión Funcional.

BEATRIZ GARCÍA LEÓN

«Fue una experiencia muy enriquecedora»

ROCÍO MORENO MORENO

«El mejor recuerdo son las caras de alegría de los niños»

El aprendizaje por proyectos, en los que el alumnado de la familia Agraria han colaborado como monitores agroambientales con niños y niñas de distintos centros de primaria, nos ha demostrado que este modelo de enseñanza, además de promover la formación integral de la persona, mejora la actitud de éstos hacia los estudios al poner en práctica sus conocimientos y sentirse valorados por su trabajo.

ARTURO GONZÁLEZ VACAS

«Son un ejemplo de superación para todos nosotros»

LOURDES MARÍN MATEOS

«Fue muy bonito verles disfrutar»

El papel del profesorado es determinante en la organización y moderación de las actuaciones del alumnado. Sin embargo, deben ser los propios alumnos los que definan y desarrollen el proyecto. Como docentes diseñamos el proyecto buscando que el alumnado conociera las necesidades y características de las personas con discapacidad intelectual interactuando con ellas, que pusieran en práctica los conocimientos adquiridos y que el alumnado del ciclo formativo de Integración Social se acercara a una realidad laboral y social con la que se van a encontrar en un futuro cercano, Además, fomentamos tanto los equipos multidisciplinares como las relaciones entre alumnado de las diferentes familias profesionales de nuestro centro.

El objetivo fue despertar las posibilidades olfativas, táctiles, visuales y auditivas del alumnado del Virgen de la Esperanza mediante el contacto directo con la naturaleza en la finca del Centro Agropecuario Provincial. Para nuestros alumnos supuso un reto emocionante y complicado, pues debían preparar actividades para personas con diferentes discapacidades intelectuales y físicas y con edades comprendidas entre los 3 y 21 años. Durante la planificación del proyecto el alumnado ha trabajado en grupos, desarrollando las ideas propuestas en una memoria explicativa, que era valorada por los profesores, y ha ido adaptando el proyecto a las necesidades del alumnado. Se planificaron distintas actividades usando la naturaleza como recuso educativo: con animales (lavar a los caballos, limpiar las cuadras, dar de comer a las ovejas y las gallinas...); con plantas (sembrando, trasplantando, oliendo especies aromáticas), montando en tractor y con juegos basados en diferenciar olores, colores y texturas. Para los profesores del Virgen de la Esperanza la colaboración fue muy positiva y propició en sus alumnos un aprendizaje activo y cooperativo a través de la resolución de tareas adaptadas a las características individuales de cada uno. El resultado ha sido final excelente, hasta el punto que distintos centros y asociaciones nos han requerido su participación en sucesivas convocatorias del proyecto. Así, se ha firmado un acuerdo entre la Diputación de Córdoba, la Asociación cordobesa de Autismo y el IES Galileo Galilei para facilitar la integración de niños y adultos con autismo a través de la formación y de la organización de actividades en el ámbito del sector agrario.